fbpx
Reecontrándonos con la esencia Montessori

EDUCAR PARA LA PAZ – DISFRUTAR APRENDIENDO – VINCULAR LA FAMÍLIA CON LOS EDUCADORESEXPLORAR LENGUAJES EXPRESIVOS: ARTE, MÚSICA, MOVIMIENTO, CIENCIAS DE LA NATURALEZA…APRENDER DESDE LA EXPERIENCIA – CREAR UN AMBIENTE RESPETUOSO Y DE AMOR

Después de todos estos años de trabajo en equipo, desde la investigación y la formación de educadores, es el momento de compartir esta experiencia profesional y humana con madres, padres que quieran ser parte de una Comunidad Educativa en la cual el respeto profundo por el ser humano es un valor que nos lleva a crear y cuidar espacios educativos pacíficos, alegres, donde nos reencantemos con el placer de aprender, descubrir, comprender y llegar a transformar nuestro entorno, en beneficio de la humanidad, de nuestros hijos y de los hijos de nuestros hijos.

¿Cuales son las bases del espacio educativo de una Casa de Niños?

 

¿Cuáles son los principales momentos pedagógicos?

 

¿Cómo nos aproximamos a la esencia de Montessori?

 

¿Qué vivirá tu hij@ en la Casa de Niñ@s?

 

¿Por qué potenciamos la libre elección del niño en su trabajo?

 

Las bases del espacio educativo

Los principales momentos pedagógicos​
¿Por qué potenciamos la libre elección de trabajo?

Respondemos con palabras del filósofo Bertrand Rusell:

Siempre he sabido que la señora Montessori eliminó la disciplina y me pregunto cómo puede manejar un salón lleno de niños. Al mandar a mi hijo de tres años a una escuela Montessori, descubrí lo rápido que se convirtió en un ser mucho más disciplinado. La idea fundamental es simple: la disciplina consiste, no en una coacción externa, sino en hábitos inteligentes que se llevan espontáneamente a una actividad responsable. Lo sorprendente es el éxito de encontrar la forma de encarnar esta idea en la educación. Por ello, la señora Montessori merece el más elevado reconocimiento.

Bertrand Russell (1872-1970) Filósofo, matemático y escritor británico.
Premio Nobel de literatura (1950) y reconocido por su influencia en la
filosofia analítica, sus trabajos matemáticos y su activismo social.

 
¿Cómo aproximarnos a la esencia de Montessori?​
A partir del legado histórico, junto con las investigaciones científicas de la neurociencia aplicada a la educación, identificamos ocho palabras clave que guían nuestra propuesta.

Durante varios años, como Montessori Canela, hemos viajado compartiendo estos aspectos montessorianos que por diversas ‘falsas creencias’ (lo que también denominamos como ‘mitos urbanos’) han quedado alejados de las personas. Facilitamos experiencias educativas que, más allá del aprendizaje de contenidos curriculares específicos y fragmentados, busca vincular los aprendizajes con las diversas vivencias, aprendiendo a mirar más allá de lo que habitualmente estamos acostumbrados a mirar.

​Encontrar este equilibrio es un desafío, y por ello, se transforma en lo que en el colegio Cristóbal Colón de Conchalí (Santiago de Chile) llaman Gran Aventura Educativa (GAE). Una experiencia que nos invita a replantearnos lo esencial de la vida en la escuela, el valor de aprender conectado con las experiencias cotidianas y un despertar de la conciencia, un despertar de nuestro mundo interior como adultos que acompañamos estos procesos educativos de niños, niñas y jóvenes, pues el aprendizaje es un proceso vital y propio de cada ser; no es ajeno a las múltiples formas de percibir el mundo y de comprometernos con su cuidado como una manifestación de agradecimiento. Este agradecimiento es el que se despierta a través de diversas propuestas basadas en el aprendizaje desde la experiencia, un eje central en la educación Montessori.

​Esta forma de comprender al niño nos invita a transitar de lo micro a lo macro, y viceversa. En ella se entrelazan la visión ecológica, la unidad del todo, la interconexión de todos los pueblos, la interdependencia de la vida y la visión global de nuestra existencia. Esta mirada global permite abordar los aspectos curriculares desde un enfoque holístico, desde un todo integrado y no fragmentado en asignaturas. Por eso, los niveles de concreción curricular adquieren sentido cuando se entrelazan y no cuando se aíslan, quedando descontextualizados y ajenos de la realidad del grupo.

Re-encantarnos con la alegría de aprender, de descubrir y de construir nuevas realidades a partir de un viaje interior como adultos, ésa es la invitación de esta gran aventura educativa montessoriana. Realizando un trabajo personal, podemos volver a nuestra esencia y así lograr:

 
 
¿Qué vivirán tus hij@s en la Casa de Niños?
La Casa de Niños es un espacio educativo donde crecemos juntos, a la luz de la esencia Montessori.
 
  • Educación cósmica
  • Educación y paz
  • Ambiente preparado psíquico y físico
  • El error como fuente contínua de aprendizaje
  • La conquista de la autonomía
  • Rituales como forma de lenguaje de conexión
  • Espíritu creativo y emprendedor
  • Família y escuela
  • Educación emocional
  • Libertad y límites
  • Cooperación y colaboración
  • Principios esenciales de la naturaleza: respeto, silencio y orden
  • Aprender disfrutando: el sentido de la felicidad
  • Movimiento, atención y concentración
  • Recuperando el sentido común
  • Transición del pensamiento concreto a la abstracción